Tras humos de ronquera agonizante
se emparejó el Poder a tu Destino.
Desde un saqueo de almas, un camino
de raíles inspira el mal a Dante.

 Un nuevo tren espera al tripulante,
soberbio y diseñado hacía su sino:
“¡de Atocha a Guadalete es el camino!
gargantas vibran de odio amenazante.

 Trovadores, vendidos a tu gloria,
te glosan mientras hollas el pasado
al que preñas con mitos y Memoria.
Mas la Verdad, arrasará tu historia,
cuando apague tu rostro iluminado
cediéndote una triste palmatoria.

Deja una respuesta

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies